domingo, 29 de septiembre de 2013

Los cerdos tampoco pueden!


La anécdota que sigue es real y constituye una muestra, una de tantas, de que en un establecimiento sanitario puede pasar cualquier cosa... Por otra parte también ilustra que hay individuos "pa tó"...

El que nos ocupa se acercó aquel día hasta el mostrador de la Unidad Administrativa del Centro de Salud (Unad), con un cachorro de cerdo vietnamita -la mascota de moda- encaramado sobre su hombro derecho.
-. ¡Oiga joven, tal y como se advierte en la puerta de acceso: está prohibido traer animales a este establecimiento!.
-. ¡Que va, tía!... ¡En la puerta solo se habla de perros!.



Related Posts with Thumbnails