domingo, 8 de febrero de 2015

Miserable frialdad



Según las previsiones se esperaba que este fin de semana fuese el más frío del año... Sea como fuere, en estos días de pronunciadas inclemencias meteorológicas, mientras un buen número de los componentes de anteriores gobiernos se arrimaron a las ubres de las grandes empresas del sector, el españolito de a pie ha pasado a conocer una nueva forma de miseria: la pobreza energética.

Las tan imparables como vergonzantes subidas del precio del recibo de la luz, a las que nuestro Ministro de Industria se refiere con los eufemismos de "inusual escalada" o "evolución adversa", han llegado a ser insoportables para la economía de una buena parte de los ciudadanos.

No debemos olvidar que:
-. desde 2010 la electricidad ha subido un 60%
-. que esa subida fue del 18% en el año 2014, individualmente considerado
-. y del 3,2% en enero del 2015, una confirmación de que se trata de un problema que no cesa...
-. todo ello en el escenario de retracción salarial que hemos venido sufriendo en los últimos años...

Por todo ello no resulta dificil entender que la pobreza energética afecte a unos 4 millones de personas, uno de cada diez hogares, y que se piense que -en el último año- podría haber causado la muerte prematura de más de 2.000 personas.

Pongamos todos una llama contra esta injusta, tan injusta como las demás formas de pobreza.



Related Posts with Thumbnails